"Publica o muere", estímulos adecuados para la innovación

Fecha Publicación: 26/5/2016

Una de las divisas más crueles de las grandes universidades norteamericanas es aquella de publish o perish, "publica o muere", que suele ser rigurosamente cierta, nadie que esté dejando de producir, o con baja productividad en investigación, innovación o desarrollo sobrevive en la selva de la academia.

Cuando los recursos son limitados para la investigación, o no se alcanzan las masas críticas para ingresar a la primera división en este ámbito, es necesario aludir igualmente a la productividad en nuevas ideas que modifiquen y mejoren lo que ya existe, para dar una ventaja al producto local sobre la competencia, asunto que a veces demanda más ingenio que dinero, más sabiduría que fondos concursables.

En ese sentido es interesante saber que NCR Corporation Chile se adjudicó fondos Corfo para gestión de la innovación, esta corporación asesora en tecnología de transacciones de consumo, sus competencias pasan por la gestión de servicios de consultoría, proyectos multinacionales complejos, así como planificación, valoración y desarrollo de nuevas oportunidades de negocio, es decir, un programa de Corfo que busca fortalecer el mercado chileno.

Desde InnovaChile se observa el potencial de esta interesante iniciativa, con la asesoría de una empresa que lleva 130 años, "que ha logrado sobrevivir gracias a haber desarrollado una capacidad de reinvención permanente y que puede colaborar para que los emprendedores chilenos puedan hacer lo mismo, con el objetivo y propósito de escalar regionalmente". 

El Programa Gestión de la Innovación contempla el desarrollo de distintas instancias que buscan generar valor, avanzar en el camino de la innovación, señalado por la Corporación a nivel global, lo que implica buscar nuevos procesos y formas de hacer las cosas. En la actualidad es fundamental tanto la actualización, que en sí misma es una dificultad notable ante la velocidad de los acontecimientos en el mundo empresarial y, simultáneamente, generar nuevas instancias para seguir creciendo y mejorando la producción.

Las metas de la NCR pueden ser fácilmente compartidas por quienes son responsables de la productividad nacional en todos los frentes; responder a la demanda por transacciones rápidas, fáciles y convenientes, con adecuadas opciones, además de buscar medios de aumentar rentabilidad, bajar los costos de producción, construir fidelidad y aumentar la cartera de clientes.

Es de esperar que esta iniciativa logre conectarse especialmente con el mundo de la mediana y pequeña empresa, para hacer más productiva su gestión y, al mismo tiempo, señale con claridad cuál es la magnitud de las actuales barreras para el desarrollo de este importante nicho de la producción nacional y, al mismo tiempo, uno de los más vulnerables.

Se contemplan talleres y trabajo en terreno, en contacto directo con los interesados por un período acotado que permita evaluar los resultados de la iniciativa. Sin embargo, nada de este tipo de proyectos puede tener resultados sostenibles si las instituciones nacionales no mejoran sus procesos. Para nadie que ingrese al mundo de la producción, aunque sea en pequeña escala, es un misterio que el emprendimiento se enfrenta a un universo de barreras, con la posibilidad de procedimientos corruptos para obtener resultados. A los expertos externos hay que agregar la eliminación del innecesario laberinto burocrático.

 


  Imprimir noticia   Descargar versión PDF