Árboles insaciables

Fecha Publicación: 1/4/2016

Después de ocho años de trabajo conjunto, la Universidad Austral de Chile, la ONG The Nature Conservancy y la empresa Masisa, lograron mostrar los resultados del proyecto impulsado por los profesores Lara y Little, de la Uach, que buscaban remplazar plantaciones de eucaliptus por árboles nativos para recuperar la provisión de agua en el sector. Para ese efecto se sustituyeron cerca de 150 hectáreas de eucaliptus de la Reserva Costera Valdiviana, por alrededor de 225.000 coigües. Transcurridos esos años, el área reconvertida mostró un incremento de 200% de agua. 

La zona intervenida se ubica en un área protegida privada de 50.250 hectáreas, a 30 kilómetros al sur de Valdivia, la mayor parte cubierta de especies nativas, salvo el sector aludido, que había sido vendido a una empresa, la cual taló 3.600 hectáreas de bosque nativo, durante los años ‘80 y ‘90, para remplazarlo por plantaciones de eucaliptus. 

El eucalipto, por su rápido crecimiento y rentabilidad, se ha transformado en la segunda especie con mayor superficie de plantaciones forestales en el país. Según el Instituto Forestal, hasta 2011 llegaba a 668 mil hectáreas, de las 2,1 millones plantadas con fines comerciales. En el informe resumido de estos autores, un solo eucalipto de 3 años "bebe", 20 litros de agua por día. Durante los siguientes años el consumo aumenta exponencialmente, y a los 20 años el árbol, con mayor necesidad de absorción, consumirá 200 litros cada 24 horas.

Es verdad que las empresas forestales son un factor importante de la economía nacional, pero con estos números bien vale la pena reflexionar otra vez, tanto sobre las prioridades como sobre las alternativas.

 


  Imprimir noticia   Descargar versión PDF