El justo apoyo al comercio establecido de la ciudad

Fecha Publicación: 27/11/2015

No será la primera vez, y es excelente que no sea la última, que una mujer se ponga de pie para expresar clara y sinceramente que no está contenta con la marcha de las cosas y -aquí está la diferencia ni siquiera sutil- está dispuesta a tomar las riendas en el asunto y asumir responsabilidades, una actitud de entrega bastante alentadora, como ha ocurrido con María Zulema Abarzúa, quien después de un año de alejamiento de la actividad gremial, retorna al frente de la Cámara de Comercio y Turismo de Concepción.

El comercio minorista establecido en la ciudad le ha dado a ésta un perfil particular, asumido ahora como una de esa cosas que suceden, casi por casualidad, pero que ocultan una prolongada unidad de propósito, aquel de los comerciantes que, por generaciones, muchos de las mismas familias, han estado vinculados a los aconteceres de la urbe, en sus buenos años y en sus episodios espantables. Modernizándose, reinventándose, remodelando no solo los locales, sino el entorno. Muchas de las actuales galerías que le dan a Concepción su sello particular son fruto de proyectos de esa naturaleza.

El barómetro del progreso, con la letra chica, está en los informes de estos actores de la vida cotidiana penquista, el subir y bajar de cortinas, para despertar o adormecer las actividades de cada día, resulta en fuertes e indesmentibles indicadores del estado de la situación, no solo por el nivel de las ventas, sino por todos los aconteceres paralelos, en la esfera de influencia de los locales, de ahí que la opinión de la presidenta del gremio tenga un peso natural en la toma de decisiones de diversos sectores, además del estrictamente municipal.

Hay en el plan de trabajo de la nueva directiva, además de la esperable meta de robustecer el gremio y mejorara su asociatividad y capacitación, otros objetivos que ciertamente afectan a la vida ciudadana en su conjunto, como aquellos de la seguridad pública o la calidad de vida de la ciudad y su proyección turística.

Ha sido un compromiso de la autoridad edilicia actuar sinérgicamente con los actores que se involucren en hacer de Concepción una mejor ciudad, en los aspectos de infraestructura, de estética, de mobiliario urbano, de aseo y ornato, en todas estas tareas de un modo u otro el comercio establecido ha estado siempre dispuesto a colaborar, no resulta entonces nada del otro mundo esperar una decidida acción recíproca, toda vez que se aproxima Navidad y sus afanes, momento propicio para exhibir la mejor cara de la capital regional. 

Las 44 galerías en el corazón de Concepción son un indudable sello patrimonial y un atractivo foco de atracción turística, por tanto requieren de especial protección de los transeúntes, turistas y consumidores ante el actuar de la delincuencia, un campo de operaciones favorecido por las aglomeraciones y la presencia enmascaradora de comercio callejero ilegal. 

No escapa a la directiva de los comerciantes las entidades involucradas en tan diversos aspectos, por lo cual han generado alianzas estratégicas con Carabineros de Chile, la Policía de Investigaciones, la Corporación de Fomento de la Producción, el Servicio de Cooperación Técnica, la Municipalidad de Concepción, la gobernación provincial, el Servicio de Impuestos Internos y la Tesorería regional. Su sola enumeración deja claro el nivel de integración con el bien común de la sociedad penquista, su identificación con la vitalidad esencial de la urbe.


  Imprimir noticia   Descargar versión PDF